EL LIBRO EMPRESARIAL.

Grupo Editorial del Caribe

Comencemos por definir lo que es un libro de identidad corporativa. Se le llama así al documento en el que se aporta información puntual sobre una empresa o marca. Describe quién es la empresa, cuál es la misión, visión, propuestas, productos específicos, servicios y datos de contacto de dicha entidad. Define los lineamientos o pautas de la empresa que en conjunto con la imagen corporativa, se convierte en una carta de presentación para el cliente potencial y público en general. Este libro empresarial es una herramienta muy valiosa para dar a conocer de forma seria y profesional los servicios, identidad e imagen; es decir, precisa la personalidad de la empresa.

El libro de identidad corporativa desempeña tres funciones: La función informativa: es referida a presentar a la compañía.

La función identificadora: un buen diseño del libro permite mantener un criterio unificado para reconocer automáticamente de qué compañía se trata y es una manera de presentarse ante el público que le otorga a la empresa o marca un alto grado de prestigio y credibilidad. Es primordial definir el diseño del libro, con tipografía, íconos y colores representativos de la marca, adecuados a la identidad de la empresa.

La función publicitaria: es una importante herramienta de marketing y es un excelente medio para promover los productos o servicios que ofrece la empresa de manera atractiva.

¿Cuáles son los elementos básicos que debe llevar un libro de identidad corporativa?

Usualmente la portada se presenta con el logotipo y nombre de la empresa. En el interior, inicia con la definición de la empresa, es oportuno que se describa un poco de la historia de su fundación e inicios. Es imprescindible dar a conocer la misión y visión; así el publico sabrá con claridad los objetivos y dirección de ésta. Es muy importante transmitir los valores establecidos y explicar por quiénes está conformada, para posteriormente presentar con detalle los productos y servicios que ofrece. La exposición de la propuesta de la empresa, puede marcar la diferencia ante la competencia. Generalmente un libro corporativo cierra con datos de contacto, teléfonos, página de internet, redes sociales. Habrá que especificar el tono, ya que éste será esencial para llegar al público al que va dirigido. El tono creará una personalidad para la empresa o proyecto, de modo que es esencial que sea claro y conciso.

Las empresas no sólo buscan ofrecer sus servicios, sino exaltar las ventajas que ofrecen al consumidor y mostrar las diferencias que tienen con sus competidores directos; en este sentido, es vital construir un mensaje visual y gráfico de la imagen corporativa, completándolo con un documento preciso y funcional, tan importante como la marca o empresa misma: el libro de imagen corporativa.

Un libro corporativo debe tener coherencia y lograr que la identidad de la empresa se vuelque hacia dentro, con sus colaboradores, trabajadores y diversos departamentos, y hacia afuera, hacia el público en general; esta coherencia transmite fiabilidad, seriedad, compromiso. En resumen, un libro de identidad corporativa es uno de los factores decisivos para la conformación de la imagen, ayudando al reconocimiento de marca y posicionamiento de la empresa en el mercado.