Día 5

Letras y conciencia contra la violencia.

Estación 9: Palapa Xiaat.

Con jovencitos bilingües maya-español platicamos cómo la literatura nos lleva al espacio de libertad absoluta que nos da la imaginación, en la inmersión apasionada dentro de las páginas de los libros.

La participación de los niños me permitió intuir con claridad que la violencia a las costumbres de comunidades y grupos se puede expresar también tratando de cambiar sus formas de organización sociales. Por eso, congruente con el mensaje de paz, me dejé llevar, de la mano de mis autores favoritos, para contar historias y traerles el libro de Notas desde el Café.

También muy interesante la experiencia de platicar con los maestros, cuya tarea es maravillosa al trabajar en conjunto con cooperativas como la de Xiaat y confirmar que entre todos, acá también, se logran cambios transformadores para relaciones personales y sociales pacíficas.

Estación 10: Casa de la Cultura de Felipe Carrillo Puerto

En este increíble edificio, donde confluyen varias disciplinas como talleres de lengua maya, costura, pintura, música, baile y otras, cerramos nuestra Ruta Letras y Conciencia contra la Violencia.

Además de la increíble experiencia que vivimos llevando Notas desde el Café y esta plática acerca de la violencia y la equidad de género, también es importante resaltar el impacto que logramos en números.
En este sentido las cifras fueron:
5 municipios en Quintana Roo
10 estaciones de ruta
34 organizaciones unidas
540 asistentes
750 kilómetros recorridos
200 libros repartidos
100% de cobertura mediática por Municipio
29 testimonios e historias de vida
9 intervenciones de atención inmediata

Por ello, nos quedamos satisfechos, agradecidos y enormemente motivados a seguir adelante, convencidos de que en esta Ruta, ¡vamos por buen camino!